Investigadores de la U. de Chile trabajarán en conjunto con expertos de Alemania, Italia y Bolivia.

Durante los próximos tres años la Unión Europea financiará una investigación internacional liderada por los especialistas Inés Zulantay y Werner Apt, ambos académicos del Instituto de Ciencias Biomédicas (ICBM) de la Universidad de Chile, sobre la enfermedad de Chagas.

Los especialistas nacionales, que trabajarán en conjunto con investigadores de Alemania, Italia y Bolivia, se enfocarán en determinar marcadores genéticos de pacientes de zonas endémicas de Chile y Bolivia.

“La evaluación de marcadores genéticos tiene dos objetivos. Primero, evaluar la relación de determinados genotipos con el compromiso cardíaco de la enfermedad y segundo ver si genéticamente podemos decir que hay determinados pacientes más propensos a hacer efectos secundarios o hay una mayor tolerancia a los fármacos. En la interacción del parásito con el humano hay muchos factores que influyen por ambas partes y quizás por otros que aún no conocemos”, explica el doctor Apt.

La enfermedad de Chagas afecta a entre 120 mil y 140 mil personas en Chile y es considerada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como una de las diez patologías “desatendidas” a nivel global.

Según dicha entidad internacional, se estima que existen entre 6 y 7 millones de personas en el mundo infectadas con el Trypanosoma cruzi, el parásito causante de la condición. Esta se distribuye en zonas endémicas de 21 países de América Latina, donde se transmite principalmente por las heces u orina de insectos triatomíneos infectados, conocidos como vinchucas.

Fuente: www.lahora.cl